Leyenda y Tradición de Campeche: El Cristo Negro de San Román

comments 7
Campeche / Video

cristo negro

Fotografía de arosadocel

Fiesta del Cristo Negro de San Román

Uno de los templos que más sobresale en Campeche, no por su belleza arquitectónica sino por la veneración que profesan los habitantes al Santo Patrono es la iglesia del Cristo Negro de San Román.

Su historia se remonta a los primeros años de ser fundada la Villa de Campeche cuando siendo gobernados de Yucatán, Don Diego de Quijada, la península fue asolada por una plaga de langosta, sintiéndose más los estragos en Campeche que en Mérida. Juzgando aquella calamidad como un castigo del cielo, en desagravio y prevención de nuevas desgracias, los vecinos acordaron levantar un santuario dedicado al santo que resultare de echar suerte, saliendo elegido San Román Mártir.

Inmediatamente (1565) se inició la construcción de una pequeña iglesia extramuros de la Villa. “…fue San Román Mártir a cuyo honor edificaron fuera de la villa una pequeña iglesia, su titular el glorioso santo donde todos los años van procesiones desde la parroquial el día de su festividad y se canta con sermón de sus alabanzas”. La imagen venerada por los habitantes fue un Cristo Negro de procedencia europea y encargado a un comerciante, que desde su arribo fue objeto de gran veneración por los fieles.

Fue tan importante el desarrollo del culto que para el siglo XVII ya estaba totalmente afianzado en la vida religiosa de Campeche.

La imagen fue trasladada a una pequeña ermita en 1565 año de su arribo, y es muy probable que haya sido una capilla abierta. Para 1570-1580 la iglesia estaba ya concluida y ocupaba una superficie de 330 mts 2 “La iglesia es de una sola nave con planta en forma de cruz latina de muros lisos con algunas habitaciones que la circundan. El edificio se encuentra almenado lo que le da un aspecto de solidez y fortaleza característica de las iglesias del siglo XVI” . El exterior del edificio es muy sobrio. La entrada principal está compuesta de un arco de medio punto , el balcón del coro y formando parte del edificio una esbelta torre de dos cuerpos que sirve de campanario, coronado con cúpula. El edificio presenta un pequeño remate. El techo está construido con vigas los llamados “rollizos” divididos en cuatro secciones que cubre todo el largo del edificio. El presbiterio está cubierto por una sección abovedada. Hasta principios de este siglo el acceso principal tuvo un pórtico techado a dos aguas con teja francesa y rodeado de un atrio. Posteriormente fue destruido. Actualmente solo conserva sus bancos de piedra a la entrada de la iglesia. Descripción del Altar: En el centro se encuentra un baldaquino compuesto por cuatro columnas en orden fenicio con doble capitel circular, fusta estriada y base redonda, todo cubierto de cristales, en él se encuentra depositado el Cristo Negro de San Román con su cruz de plata que data del siglo XVII. En 1638 se le colocó dentro de un relicario de plata. En el nicho de la izquierda se encuentra una Dolorosa y en el derecho San Juan Evangelista. Todo el retablo se encuentra adornado de motivos eucarísticos. A lo largo de la iglesia se encuentran varios altares sin ningún valor artístico de importancia. En 1965, se festejó con rumbosas fiestas el IV Centenario del arribo del Cristo Negro a playas campechanas, pues es definitivo que su figura forma parte de la historia de Campeche.

Información tomada de camp.gob.mx

 

La leyenda.

El 4 de octubre de 1540, Francisco de Montejo, conocido como “El Mozo’’, llegó al poblado maya e Can-Pech al mando de una expedición conquistadora de la cual formaban parte un numeroso grupo de indios aztecas llamados Naborios.

Al ser fundada la villa de San Francisco de Campeche, los naboríos fueron ubicados por orden de “El Mozo” al occidente de la villa. Allí se establecieron y construyeron sus casas dedicándose la mayoría al cultivo de la tierra, y otros a la pesca, y los menos a la carpintería.

El historiador Diego Lopez Cogolludo en sus escritos, Historia de Yucatan, t. l, narra que el Cristo Negro, Señor de San Román llega a Campeche el día 14 de septiembre de 1565 en medio de extraordinarios acontecimientos, grandes milagros, atribuídos al mismo Cristo desde el momento de su embarco en el Puerto de Alvarado.

Se dice que una vez que don Juan Cano de Coca Gaitán hubo adquirido la imponente imagen del Crucificado a buen precio, y vuelto de Alvarado al puerto de Veracruz con su precioso encargo, su principal preocupación consistió en fletar una embarcación que lo condujese hasta Campeche.

Con ese propósito se dió a la tarea de visitar las casas de contratación, encontrándose con que la mayoría de las embarcaciones salían rumbo a España y a puertos de las Antillas. A pesar de eso no se desanimó, se aventuró por los muelles de la aldea jarocha indagando acerca de los próximos movimientos de los barcos. Y de ese modo dió con dos veleros que al caer la tarde, del día 13 de septiembre, zarparían con rumbo a Campeche.

El primero era un barco cuyo capitán, un inglés protestante, al enterarse de la calidad del cargamento, a última hora se negó a aceptar a Juan Cano come pasajero en su navío, aún habiendo cupo para transportarlo con el Cristo.

El segundo barco estaba al mando de un amable capitán de origen catalán, que al enterarse de que éste viajaba con una carga considerable, de la que forma parte la imagen de Jesús, no sólo accedió sino que dijo reverente: ´Pardiez! Me poneís en un aprieto, porque en mi vieja barca ya no cabe ni un alfiler. Mas no se dirá que un catalán falta a su palabra; y por cuanto no se trata únicamente de llevaros a vos, sino también a Nuestro Señor Jesucristo, no seré yo quien niegue albergue al hijo de Dios-. Y bajando de la nave parte de la carga que llevaba, el capitán personalmente designó un espacio para la mercancía de Don Juan colocando en sitio preferente, y a buen recaudo, el fardo que contenía el crucifijo del Cristo Negro.

Aquí es donde la cosa se pone buena: la embarcación del inglés que se negó a transportar a Juan Cano salió del puerto al atardecer, y aquella que transportaba al comerciante con el Cristo Negro, por los arreglos antes mencionados, zarpó sólo hasta después del crepúsculo.

Cuentan que unas horas después de que el navío del catalán abandonó Veracruz se desató una tormenta tan fuerte que el barco casi se fue a pique, y que milagrosamente una mano tomo el timón y lo condujo al Puerto de San Francisco de Campeche. Era un 14 de setiembre de 1565. Los marineros estaban desmayados, y hasta el capitán y su reducido grupo de ayudantes habían sucumbido al sueño…, para despertar sanos y salvos, y vitoreados por una multitud!

Intrigado, el capitán catalán preguntó que cómo sabían que venían navegando, y ellos respondieron que por las luces de la embarcación, lo que sorprendió aún mas al capital catalán, siendo que las luces se habían roto con la fuerza de las olas.

El barco del ingles no llegó nunca…, se hundió en la mar, con todo que era más grande y mejor construído. El capitán catalán quedó aún más impresionado cuando sacó de la bodega al Cristo Negro, a pesar de que la bodega estaba seca, chorreaba agua y estaba completamente empapado.

El culto rendido y la fiesta tradicional en honor al Cristo Negro ha venido rebasando fronteras hasta el grado de constituirse no solamente como el patrono del barrio de San Román o de los pescadores, sino que es el patrono y la imagen sagrada más importante venerada en toda la geografía estatal: incluso ha relegado a segundo término a la Inmaculada Concepción de María, patrona de la Diócesis y que se venera en la Catedral; y a un tercer nivel al patrono del barrio de San Francisco, que le dió nombre a toda la villa de Campeche; pues esta se denomina Ciudad y Puerto de San Francisco de Campeche.

Información tomada de micampeche.blogspot.com

Muchos de nosotros escuchamos la historia de boca de nuestros abuelitos, cada uno le ponía su toque y su sazón al contarla, quizá habrá diferencias entre la que aquí han leído y la que ustedes han escuchado.

Lo cierto es que el Cristo Negro, Señor de San Román, navegante de la fe, es nuestro y está en San Francisco de Campeche.

  • Luzabe12

    Marcha procesional “SEÑOR DE SAN ROMAN” interpretada por la agrupación musical “Dulce nombre de Jesus” de Granada, España .
    http://youtu.be/OsWi-8cAx-0

  • ALEJ@NDRA

    Me gustó ésto, yo quería saber la leyenda y ya se me quitó la duda.

  • http://www.facebook.com/profile.php?id=1348875561 Israel Durango Perez

    de verdad impresionante it really awessome i like that history cause i dont know that part that the ships goes to the hurricane but that part its unbeliveble where the christ is weat

  • http://www.mexicoenlapiel.net/como-llego-el-cristo-negro-misterios-de-campeche Anónimo

    [...] Por otro lado, el barco inglés se hundió. El capitán de la embarcación catalana rápido fue a la bodega para saber cómo se encontraba la figura religiosa. Cual fue su sorpresa que en el lugar, el cual estaba seco, se encontró con que el Cristo estaba empapado. Desde ese momento, se convirtió en el protector de los pescadores y del mar, como señala vangermx.com. [...]

  • JESUS

    muy buena e interesantisima historia,,,,,viva jesucristo

  • victoria andrea

    xula la historia viva nuestro señor

  • jhon lopez

    jhon lopez